Exceso de alcohol en bodas

Nos matan este tipo de momentos “bochornosos” que se producen a veces en las bodas. Por eso, por favor… novios y novias de todo el mundo (y familiares desenfrenados) ¡cuidado con abusar de la barra libre! Es muy difícil evitar situaciones de este tipo, siempre están los típicos que se sabe que acabaran con la corbata en la cabeza y rompiéndose la camisa al estilo de Camaron, o alguno/a que le ha dejado la pareja y va a ahogar sus penas a base de cubatas, y también aquellos que han decidido coger su primera gran borrachera justo el día de tu boda.

Quizá la mujer estaba atravesando un mal momento o puede que no se sepa controlar. Vale, intentamos ser comprensivas pero desde luego no creemos que los allí presentes la inviten a sus futuras fiestas, bodas y celebraciones, al menos no sin tomar precauciones. Ojo a la cara que pone la novia y lo atónitos que se quedan al final los invitados. Cuando la mujer intenta hacer pole dance con la barra y se derrumba la carpa ¡ya es el colmo! Incluso parece que la novia resultó herida, esperemos que no fuera nada y pudieran seguir con la fiesta. ¿Os habéis encontrado en alguna situación parecida?